Pérdida auditiva en adultos

La pérdida de audición en los adultos es uno de los problemas crónicos más comunes y lamentablemente la incidencia aumenta con la edad. Afecta a todos los segmentos de la población y a todos los niveles socioeconómicos.
Aproximadamente más del 30% de las personas mayores de 65 años tienen cierto grado de pérdida auditiva, y se estima que entre el 40% y el 66% de las personas de 75 años o más tiene pérdida de la audición. Esta puede ser hereditaria o puede ser el resultado de un traumatismo, exposición a largo plazo al ruido, o medicamentos.
Afortunadamente, existe tecnología inteligente, que puede ayudar a los adultos que sufren de pérdida de audición a redescubrir la alegría del sonido.
Las pruebas de audición miden la cantidad de sonido que usted puede o no puede oír. Existen muchos tipos diferentes de pruebas y su especialista debe realizar las mejores pruebas para evaluar el oído. Los resultados de las pruebas de audición se pueden mostrar en un gráfico llamado audiograma.
La prueba de audición ayuda a encontrar el tipo de problema auditivo que pueda tener, posible causante de la pérdida auditiva y también ayudará a su médico a sugerir las mejores opciones de tratamiento.

La audiometría se lleva a cabo evaluando, la “vía aérea” y la “vía ósea”

• La vía aérea: evalúa la capacidad para detectar sonidos transmitidos a través del aire a través de unos auriculares.
• La vía ósea: evalúa la capacidad para detectar sonidos transmitidos a través de los huesos de la cabeza. En este caso se utiliza un vibrador que se coloca detrás de la oreja.
La prueba de audición, mide el nivel de la pérdida de audición en decibeles. Este número indica que tan fuerte tiene que ser el sonido para que usted pueda escucharlo en comparación con las personas con audición normal.

El grado de deficiencia auditiva se clasifica como leve, moderada, severa o profunda

• La audición normal: Cuando la vía aérea y ósea está por debajo de los 20 decibeles.
• Deficiencia auditiva leve: Entre los 25 y los 39 Db. Estas personas tienen cierta dificultad para escuchar o entender lo que se les está hablando a cierta distancia o en ambientes ruidosos.
• Deficiencia auditiva moderada: Umbral auditivo entre 40 y 69 dB. Imposibilidad de seguir una conversación normal si existe ruido de fondo. Puede presentarse cierto grado de aislamiento.
• Deficiencia auditiva severa: Umbral entre 70 y 89 dB. Dificultad para escuchar lo que se les está diciendo prácticamente en todas las situaciones. Necesitan un audífono poderoso o un implante.
• Pérdida auditiva profunda: Umbral superior a 90 dB. No perciben ningún tipo de sonido. Necesitan basarse principalmente en la lectura de labios y / o lenguaje de señas, o un implante.

El tipo y el nivel de pérdida auditiva depende de que partes del oído no funcionan y el grado que estas están dañadas.
Es importante recordar que en la mayoría de los casos la pérdida auditiva empeora con el tiempo. Cuanto antes se detecta un problema y se trata, mejores serán sus posibilidades de prevenir el avance de la pérdida de audición y obtener los mejores resultados posibles en el tratamiento de la audición correcta.

Conteste las siguientes preguntas:

• ¿Tiene dificultad para escuchar conversaciones, especialmente en ambientes ruidosos?
• ¿Solicita con frecuencia a las personas con las que está hablando que repitan lo que han dicho?
• ¿Entiende diferente de lo que dice la gente?
• ¿Tiene dificultades para oír en el teléfono?
• ¿Necesita subir el volumen más alto de la televisión o de la radio, más que las otras personas en la sala?
• ¿Tiene sensación de que las personas están murmurando cuando hablan?
• ¿Tiene dificultad para oír sonidos de la naturaleza, como el canto de los pájaros o la lluvia que cae?
• ¿Deja de participar en las conversaciones porque es muy difícil escuchar?
• ¿Necesita de la lectura de los labios para poder entender lo que dice la gente?
• ¿Experimenta tinnitus (un zumbido persistente)?

Si su respuesta es “sí” a varias de las siguientes preguntas, le recomendamos hablar con un especialista de la audición.
Nuestra sección de Buscar Clínicas le listará algunos de los especialistas disponibles en Argentina.